con-ciencia

Un blog de Angela Posada-Swafford sobre ciencia, exploración y las cosas extrañas con que me encuentro durante algunos de mis reportajes./ A BLOG ABOUT COOL SCIENCE, EXPLORATION, AND SOME PERSONAL ADVENTURES IN SCIENCE REPORTING.

martes, 16 de octubre de 2007

Luz Portátil





Un equipo de científicos y diseñadores de Boston inventó una interesante tecnología que se llama Portable Light/Luz Portátil. Consiste en entretejer diminutos cristales electrónicos entre las fibras de textiles que pueden ser convertidos en ropa, bolsos, etc. Durante el día, las luces LED -las mismas que alumbran los relojes digitales y las lucecillas rojas que parpadean en los zapatos tenis de los chicos- recogen la luz del sol y la guardan, para convertirse en una fuente de alumbrado durante la noche.

Estas telas Portable Lights tienen el potencial de transformar las vidas de personas sin electricidad en todas partes del mundo, dice la líder del proyecto, Sheila Kennedy, directora de la firma Kennedy & Violich Architecture, Ltd., en Boston. Kennedy y su equipo viajaron a México para donar los textiles al pueblo de artesanos Huichol, en la Sierra Madre.

El obstáculo más interesante fue inventar la manera de recargar los bombillos LED sin electricidad. Los investigadores sabían que querían usar la luz del sol, pero no podían usar los paneles solares tradicionales por lo pesados que son. Entonces se inventaron un panel nuevo que es flexible y plano, como una servilleta de tela, de apenas cinco por dos centímetros. Los paneles flexibles se cosen a circuitos que los conectan con una pila de litio -como las usadas en los teléfonos celulares- y la pila a su vez está conectada a los LED en la tela. El montaje completo está protegido con una gruesa capa de plástico.

Con solo tres horas de exposición a la luz del sol, la pila acumula carga suficiente para darle electricidad a la tela durante diez horas. Ahora los Huichol están tejiendo las telas Portable Lights en nuevos patrones en sus bolsos. Y la lista de espera de mujeres que quieren la tela, va en aumento.

Fotos, cortesia de Kennedy & Violich Architecture.

2 comentarios:

Anonymous Estela n.n ha dicho...

Uno de los objetivos de la ciencia es mejorar la vida de las personas y este es un claro ejemplo de ello. Me parece genial ^^


Un saludo, Ángela

martes, octubre 16, 2007  
Blogger LiSa RoWe ha dicho...

Y lo mejor de todo es que es sin cables! :D

martes, octubre 16, 2007  

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal